Reglas Inquebrantables de la Vida. (Primera Parte)

Tomada del libro:

Las 100 Leyes Absolutamente Inquebrantables.Del Dinero por Brian Tracy

1.Causa y Efecto.

No creer que los logros y éxito adquirido por las personas se obtienen por suerte. Siempre debemos saber que todo resultado se causa generando acciones.

2. Las Creencias.

Creer que todo lo que se propone con pasión se hará realidad, Conseguir lo que se quiere y se ha soñado, creyendo que si se puede lograr con resultados.

3. Expectativas.

 Siempre la vida nos dará lo que nos proponemos bien sea cosas buenas o malas. Tiene que ver con la concentración y lo que llena la mente, ya sean conjeturas negativas o positivas.

4. Atracción.

Se atrae a la gente, los propósitos, los logros y demás con la energía mental. Conocer las metas y de quiénes me tengo que rodear para lograrlas. No se consiguen por milagros, vudú y demás prácticas mágicas. Hay que pensar en personas que estén alineadas con los objetivos propuestos.

5. La Correspondencia.

El mundo interior es el reflejo del mundo exterior. Debe haber cambios propios del ser humano y proyectar lo mejor de cada uno de las personas y transmitirlas a los demás. Buscar ser lo mejor dentro de nuestras competencias.

LAS LEYES DEL ÉXITO

CONTROL: Entre más control tengamos sobre nuestras vidas, se verá controlada nuestra mente para saber a dónde debo llegar a alcanzar la meta. No debemos dejarnos llevar de la vida ni de terceros. Así seremos autónomos en el proceder, planeación y ejecución de los objetivos propuestos.

ACCIDENTES: No se debe pensar que lo que ocurre es por accidente, simplemente, se debe retomar el camino porque algo no está ayudando a alcanzar lo propuesto. Definir metas y siguiendo el camino, se siente que no hay accidentes ni desviación alguna. El locutor dice: Así se puede ver la meta muy cerca, prácticamente lo inalcanzable se hace verdadero, lo que hacer que se impongan nuevas metas que a la vez, enriquecen personal e intelectualmente al individuo.

LA RESPONSABILIDAD: solo el ser humano es el único responsable de sus acciones. Tendemos a buscar culpables por lo que no logramos. No debemos fallecer, nuestros pensamientos deben ser enfocados a lo que queremos alcanzar. Así, no tendremos disculpas por los fracasos obtenidos.

LA DIRECCIÓN: Se debe tener conocimiento a donde se dirigen las metas. La especialización en las metas debe ser una y no tantas que al fin y al cabo, no se logra ninguna. Descartar los procedimientos y factores que impidan acercarse a las metas.

COMPENSACIÓN: Todo lo que hagamos o sembremos tendrá la cosecha de acuerdo con la inversión que hayamos cultivado. Hay que compartir, ayudar y eliminar la desconfianza. Hay personas que dan más de lo exigido y por ende, la recompensa es proporcional a este proceder.

SERVICIO: La recompensa se obtiene de acuerdo a la calidad y excelente tratamiento del servicio prestado o producto para venta expuesto. Así la ganancia estará acorde al cumplimiento de estas. Hay que tener compromiso con el cliente, para que quede satisfecho con lo que él pagó. Un cliente satisfecho es el mejor factor inventario para el negocio.

ESFUERZO: Los logros que valen la pena se deben trabajar duro. No crear atajos, simplemente, enforcarse a conseguir el objetivo tumbando cualquier impedimento que vaya encontrando en el caminar cotidiano. Nada surge de la nada o por inercia. Bien se logre o no lo propuesto, quedará la enseñanza.

OBTENER MÁS: Cuando se entrega de más se recibe más. Un excelente trabajador siempre estará preocupado por hacer más y mejor su tarea asignada. Esto se refleja con la satisfacción del cliente.

PREPARACIÓN: Para conseguir propósitos, se debe mantener la preparación académica, profesional y personal. Sea cuál sea, el logro a seguir, se debe enriquecer el ser humano con todos los factores influyentes para ello. No basta solo la idea principal para crear un negocio. Hay un porcentaje alto de empresas que fracasan antes de cumplir un año de funcionamiento, por falta de preparación.

EFICIENCIA: Cuánto más se trabaja con ímpetu, más éxito logra el equipo de trabajo. Se debe enfocar en lo más importante y lo que genera mejor beneficio y acerque a la meta.

DECISIÓN: El éxito de toda empresa dependen de las mejores decisiones, inclusive, de manera agresiva, alineando el camino a dónde se quiere llegar. No quedarnos solo en ideas, propósitos y metas indefinidas. Tomar decisiones sin pérdida de tiempo y conocimientos aplazados.

CREATIVIDAD: Cualquier avance viene de una idea. La idea es clave y esta semilla viene de una mente humana. Pensar de forma diferente ayuda a aclarar ideas creativas. Cuando una idea se trabaja, se le da madurez y se le da forma, con toda seguridad que el logro se puede evidenciar palpable en la práctica.

FLEXIBILIDAD: Definir metas pero ser flexibles con los métodos que se utilizarán para el logro de metas. Esto quiere decir, que se somete y adapta a los cambios. Sobre todo, en esta época de cambios tecnológicos que obliga a estar a la vanguardia y ser competentes para estar a la altura de los cambios. No siempre las cosas salen como se planean, por lo que se debe tener una reacción inteligente y apropiada para seguir persiguiendo el objetivo.

PERSISTENCIA: Forma de medir habilidades y autodisciplina en las tareas impuestas. Conocer las fortalezas que poseemos, fortalecer las debilidades,, buscar continuidad en el oficio que empecemos. Hay que dar paso y más pasos sin desistir.

PROPOSITO: Cualquier negocio necesita crear y mantener clientes. Los beneficios de la empresa pasan a ser un medidor de buen nombre. Un cliente es la persona que paga, compra los que la empresa ofrece.

ORGANIZACIÓN: Se logra con el grupo de personas que se preocupan por la atención a los clientes y crear ideas que ayuden a crecer el buen nombre la empresa. Cada puesto de trabajo, debe estar ocupado por personal idóneo para robustecer el mejor servicio al cliente. Si no lo hacemos, estamos creando gastos y la posible quiebra de la firma.

SATISFACCIÓN: Esto lo expresa el cliente con su concepto favorable por el servicio recibido por parte los empleados que están al servicio de la empresa. La filosofía de la empresa debe ser “el cliente siempre tiene la razón”. Un cliente satisfecho, es la mejor referencia que puede tener la empresa. Este conduce a acantonar más clientes y estos harán el mismo ejercicio de excelente propaganda.

CLIENTE: El cliente lo único que busca es satisfacer sus propias necesidades al precio más económico posible y de muy alta calidad el servicio recibido. Hacer que un cliente se sienta que es lo más importante de la organización.

CALIDAD: El cliente busca la mejor calidad posible, a un precio más económico. De ahí la importancia de tener conocimiento de la competencia. Cuando el cliente da crédito al producto de excelente calidad, por lo regular no objetan el valor a pagar.

OBSOLESCENCIA: Todo lo que existe a la fecha está en vía de ser obsoleto, por lo que hay que estar pendiente de actualizar los productos que mueven el negocio. Estar a la vanguardia de cambios, materiales, diseños, presentación y moda. Buscando promover, mejorar, crear mejor atención e incentivar con valor agregado que lo haga atractivo al consumidor.

INNOVACIÓN: Se debe innovar, con eficacia buscando mantener el negocio con evolución, creando versiones mejores.

FACTORES CLAVE: Identificar los factores claves acelera resultados positivos y optimisa las ventas. Poner metas a cumplir a diario. Buscar mejor difusión para multiplicar el porcentaje de consumidores ya obtenidos. No bajar la guardia con los factores fluctuantes que influyan en el mercado.

MERCADO: Buscar la libertad de mercado, compradores y vendedores hacen las transacciones comerciales. Hay restricciones gubernamentales que no ayudan al libre comercio. Sin embargo, se debe crear comité de vendedores para socializar con el gobierno y llegar a términos favorables mercantiles.

ESPECIALIZACIÓN: Los productos creados, están diseñados para satisfacer necesidades específicas. La especialización de los productos debe ser identificada a ciertos clientes. No vender de todo para todos.

DIFERENCIACIÓN: Buscar que el producto que identifica la empresa, sea exclusivo. Convencer al cliente que es el producto único que le resuelve la necesidad.

SEGMENTACIÓN: Las empresas deben segmentar el mercado. Bien sea por ciudad, personas, clima u otros. Posicionar el producto que se comercializa en un nicho comercial.

CONCENTRACIÓN: Una vez conocido el segmento, debe concentrar su atención en el producto que se promueve, buscando que la competencia no invada el espacio de ventas. Trabajar en mejorar la versión del producto para mantenerse vigente en el comercio.

EXCELENCIA: La excelencia del producto, genera ingresos, beneficios y recompensa en alto porcentaje.

Post 3

del 20 al 33 : Las 13 reglas inquebrantables del exito en los negocios del 20 al 33

  1. CONTROL: Entre más control tengamos sobre nuestras vidas, se verá controlada nuestra mente para saber a dónde debo llegar a alcanzar la meta. No debemos dejarnos llevar de la vida ni de terceros. Así seremos autónomos en el proceder, planeación y ejecución de los objetivos propuestos.

 

  1. ACCIDENTES: No se debe pensar que lo que ocurre es por accidente, simplemente, se debe retomar el camino porque algo no está ayudando a alcanzar lo propuesto. Definir metas y siguiendo el camino, se siente que no hay accidentes ni desviación alguna. El locutor dice: Así se puede ver la meta muy cerca, prácticamente lo inalcanzable se hace verdadero, lo que hacer que se impongan nuevas metas que a la vez, enriquecen personal e intelectualmente al individuo.

 

  1. LA RESPONSABILIDAD: solo el ser humano es el único responsable de sus acciones. Tendemos a buscar culpables por lo que no logramos. No debemos fallecer, nuestros pensamientos deben ser enfocados a lo que queremos alcanzar. Así, no tendremos disculpas por los fracasos obtenidos.

 

  1. LA DIRECCIÓN: Se debe tener conocimiento a donde se dirigen las metas. La especialización en las metas debe ser una y no tantas que al fin y al cabo, no se logra ninguna. Descartar los procedimientos y factores que impidan acercarse a las metas.

 

 

  1. COMPENSACIÓN: Todo lo que hagamos o sembremos tendrá la cosecha de acuerdo con la inversión que hayamos cultivado. Hay que compartir, ayudar y eliminar la desconfianza. Hay personas que dan más de lo exigido y por ende, la recompensa es proporcional a este proceder.

 

  1. SERVICIO: La recompensa se obtiene de acuerdo a la calidad y excelente tratamiento del servicio prestado o producto para venta expuesto. Así la ganancia estará acorde al cumplimiento de estas. Hay que tener compromiso con el cliente, para que quede satisfecho con lo que él pagó. Un cliente satisfecho es el mejor factor inventario para el negocio.

 

  1. ESFUERZO: Los logros que valen la pena se deben trabajar duro. No crear atajos, simplemente, enforcarse a conseguir el objetivo tumbando cualquier impedimento que vaya encontrando en el caminar cotidiano. Nada surge de la nada o por inercia. Bien se logre o no lo propuesto, quedará la enseñanza.

 

  1. OBTENER MÁS: Cuando se entrega de más se recibe más. Un excelente trabajador siempre estará preocupado por hacer más y mejor su tarea asignada. Esto se refleja con la satisfacción del cliente.

 

  1. PREPARACIÓN: Para conseguir propósitos, se debe mantener la preparación académica, profesional y personal. Sea cuál sea, el logro a seguir, se debe enriquecer el ser humano con todos los factores influyentes para ello. No basta solo la idea principal para crear un negocio. Hay un porcentaje alto de empresas que fracasan antes de cumplir un año de funcionamiento, por falta de preparación.

 

  1. EFICIENCIA: Cuánto más se trabaja con ímpetu, más éxito logra el equipo de trabajo. Se debe enfocar en lo más importante y lo que genera mejor beneficio y acerque a la meta.

 

  1. DECISIÓN: El éxito de toda empresa dependen de las mejores decisiones, inclusive, de manera agresiva, alineando el camino a dónde se quiere llegar. No quedarnos solo en ideas, propósitos y metas indefinidas. Tomar decisiones sin pérdida de tiempo y conocimientos aplazados.

 

  1. CREATIVIDAD: Cualquier avance viene de una idea. La idea es clave y esta semilla viene de una mente humana. Pensar de forma diferente ayuda a aclarar ideas creativas. Cuando una idea se trabaja, se le da madurez y se le da forma, con toda seguridad que el logro se puede evidenciar palpable en la práctica.

 

  1. FLEXIBILIDAD: Definir metas pero ser flexibles con los métodos que se utilizarán para el logro de metas. Esto quiere decir, que se somete y adapta a los cambios. Sobre todo, en esta época de cambios tecnológicos que obliga a estar a la vanguardia y ser competentes para estar a la altura de los cambios. No siempre las cosas salen como se planean, por lo que se debe tener una reacción inteligente y apropiada para seguir persiguiendo el objetivo.

 

  1. PERSISTENCIA: Forma de medir habilidades y autodisciplina en las tareas impuestas. Conocer las fortalezas que poseemos, fortalecer las debilidades,, buscar continuidad en el oficio que empecemos. Hay que dar paso y más pasos sin desistir.

 

  1. PROPOSITO: Cualquier negocio necesita crear y mantener clientes. Los beneficios de la empresa pasan a ser un medidor de buen nombre. Un cliente es la persona que paga, compra los que la empresa ofrece.

 

  1. ORGANIZACIÓN: Se logra con el grupo de personas que se preocupan por la atención a los clientes y crear ideas que ayuden a crecer el buen nombre la empresa. Cada puesto de trabajo, debe estar ocupado por personal idóneo para robustecer el mejor servicio al cliente. Si no lo hacemos, estamos creando gastos y la posible quiebra de la firma.

 

  1. SATISFACCIÓN: Esto lo expresa el cliente con su concepto favorable por el servicio recibido por parte los empleados que están al servicio de la empresa. La filosofía de la empresa debe ser “el cliente siempre tiene la razón”. Un cliente satisfecho, es la mejor referencia que puede tener la empresa. Este conduce a acantonar más clientes y estos harán el mismo ejercicio de excelente propaganda.

 

  1. CLIENTE: El cliente lo único que busca es satisfacer sus propias necesidades al precio más económico posible y de muy alta calidad el servicio recibido. Hacer que un cliente se sienta que es lo más importante de la organización.

 

  1. CALIDAD: El cliente busca la mejor calidad posible, a un precio más económico. De ahí la importancia de tener conocimiento de la competencia. Cuando el cliente da crédito al producto de excelente calidad, por lo regular no objetan el valor a pagar.

 

  1. OBSOLESCENCIA: Todo lo que existe a la fecha está en vía de ser obsoleto, por lo que hay que estar pendiente de actualizar los productos que mueven el negocio. Estar a la vanguardia de cambios, materiales, diseños, presentación y moda. Buscando promover, mejorar, crear mejor atención e incentivar con valor agregado que lo haga atractivo al consumidor.

 

  1. INNOVACIÓN: Se debe innovar, con eficacia buscando mantener el negocio con evolución, creando versiones mejores.

 

  1. FACTORES CLAVE: Identificar los factores claves acelera resultados positivos y optimisa las ventas. Poner metas a cumplir a diario. Buscar mejor difusión para multiplicar el porcentaje de consumidores ya obtenidos. No bajar la guardia con los factores fluctuantes que influyan en el mercado.

 

  1. MERCADO: Buscar la libertad de mercado, compradores y vendedores hacen las transacciones comerciales. Hay restricciones gubernamentales que no ayudan al libre comercio. Sin embargo, se debe crear comité de vendedores para socializar con el gobierno y llegar a términos favorables mercantiles.

 

  1. ESPECIALIZACIÓN: Los productos creados, están diseñados para satisfacer necesidades específicas. La especialización de los productos debe ser identificada a ciertos clientes. No vender de todo para todos.

 

  1. DIFERENCIACIÓN: Buscar que el producto que identifica la empresa, sea exclusivo. Convencer al cliente que es el producto único que le resuelve la necesidad.

 

  1. SEGMENTACIÓN: Las empresas deben segmentar el mercado. Bien sea por ciudad, personas, clima u otros. Posicionar el producto que se comercializa en un nicho comercial.

 

  1. CONCENTRACIÓN: Una vez conocido el segmento, debe concentrar su atención en el producto que se promueve, buscando que la competencia no invada el espacio de ventas. Trabajar en mejorar la versión del producto para mantenerse vigente en el comercio.

 

  1. EXCELENCIA: La excelencia del producto, genera ingresos, beneficios y recompensa en alto porcentaje.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Post 3

 

del 20 al 33 : Las 13 reglas inquebrantables del exito en los negocios del 20 al 33

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario