Claves De La Inteligencia Emocional.

Es importante no descuidar las emociones, preocupa el desorden social transmitido por los medios de comunicación teniendo en cuenta que estos no cuentan todo lo que realmente ocurre. Se debe instar a las escuelas públicas y privadas y a las entidades de salud para combatir toda clase de violencia desde estos ámbitos.

La violencia se puede describir como una enfermedad que debe ser curada no controlada. Controlar la inteligencia emocional para no incurrir en conductas que conducen a la desesperación y falta de respeto por los demás. 

Enseñar a los niños cómo saber llevar los conflictos cotidianos, las finanzas bien administradas para no entrar en quiebras que se convierten en vehículos de la muerte,  Con voluntad, hay que lograr propósitos positivos para sortear la inteligencia emocional.

Hay diferencia emocional con la racional, la una no es menos importante que la otra. Se deben plantear relaciones cordiales, que conlleven a la inteligencia racional.  Saber equilibrar lo racional con lo emocional, que no parezcamos racionales e inteligentes, sino que sepamos serlo y demostrarlo, con empatía, sentimientos buenos, autoestima, motivación y la alegría de existir. La inteligencia emocional nos hace prósperos.

Hay factores que indisponen las emociones, ejemplo: El tráfico, el clima, el ruido, el mal trato, la injusticia, etc.

CLAVES DE LA INTELIGENCIA EMOCIONAL

  • Reconocer las propias emociones
  • Conectar las emociones. No hay que reprimir emociones, cuando las identifiquemos, buscar expresarlas, así evitaremos, enfermedades catastróficas.  Las emociones se pueden auto-controlar.

Las emociones no son buenas ni malas, son una fuente de información para ser mejores personas.

“Si hay un secreto del éxito, reside en la habilidad de ver el punto de la otra persona, así como desde el propio” Henry Ford

La vida es como un eco, sino te gusta lo que recibes, ten cuidado con lo emites

Lo que cambia el planeta es nuestra conciencia. Lo que crea la conciencia es la educación.

 

La inteligencia emocional permite conocer las emociones y sentimientos de las demás personas y las nuestras.  De este modo, permite retroalimentar cualquier comunicación.Hay que ser congruentes de lo que somos con lo que decimos ser, con lo que pienso digo y actúo.

No debemos dejarnos intimar por ninguna persona, no somos perfectos pero tampoco debemos amilanarnos por nadie.  Muy importante la comunicación  sin obstáculo alguno.  La tecnología ayuda a tener una comunicación ligera, clara y en tiempo real, pero pese a esta bondad, obra en contra de la comunicación persona a persona, cara a cara y de sentimiento a sentimiento.

Lo más sano es la comunicación verbal para entender con facilidad las emociones y sentimientos positivo o negativos y dependiendo el origen de estos, buscar solución y crear una interperetación comprensiva y acertada. Si después de buscar mecanismos afables no logramos el objetivo, no queda más, que alejarse de lo que es tóxico para un bienestar emocional. Hay conductas que no se pueden cambiar, especialmente, las que practican los padres hacia sus hijos. Los hijos, siempre deben estar sujetos a las condiciones de jerarquía en el hogar.

Debemos tomar en cuenta lo que nos dice el cuerpo para tomar decisiones de gran importancia. Poseer pensamiento positivo y autocontrol, enriquece las emociones y los sentimientos, ya que estos se reflejan en nuestro rostro, expresión verbal y el actuar corporal.

Cuando las emociones y sentimientos están involucradas con una enfermedad psquiátrica o cualquiera otra de estricto control médico, no es mucho lo que se puede hacer con el autocontrol.  Es obligatorio, la asistencia de profesional idóneo, según sea el caso.

“Las emociones y actitudes positivas son dínamos de la energía. Si estás contento, de repente, el mundo entero fluye hacia ti cargado de energía, el mundo entero ríe contigo.  La existencia está contenta contigo”

Por un Bien-Estar Integral

Julieth Fernandez.

Deja un comentario